TENSIÓN CON UNIDAS PODEMOS

El PSOE le da la espalda a la indemnización de 45 días por despido

Los socialistas han votado en contra de la moción de ERC junto al PP y Ciudadanos. Aseguran que han querido "confrontar" con su propuesta.

Pedro Sánchez y Yolanda Díaz, cabezas del PSOE y UP respectivamente.
Pedro Sánchez y Yolanda Díaz, cabezas del PSOE y UP respectivamente.
Por
Escrito en ESPAÑA el

El Congreso ha rechazado, con el voto dividido de PSOE y Unidas Podemos, una moción de Esquerra Republicana (ERC) para recuperar la indemnización de 45 días por año trabajado en caso de despido improcedente. Los socialistas, que han acusado a los catalanes de querer "confrontar" con su iniciativa, se han distanciado en su voto del resto de fuerzas de la izquierda parlamentaria.

Así, mientras que Unidas Podemos ha votado favor junto con varios socios de Gobierno como Bildu, ERC, Más País y Compromís; el PSOE ha votado en contra con el PP, Ciudadanos y PDeCAT. De su lado, Vox, PNV y Junts han optado por abstenerse.

La moción de ERC era consecuencia de una interpelación urgente que el portavoz de Trabajo de ERC, Jordi Salvador, que fue dirigente territorial de la UGT, dirigió a la vicepresidenta Yolanda Díaz en el Pleno del miércoles de la semana pasada.

Las diferencias de PSOE y Unidas Podemos sobre este punto ya se apreciaron en el debate de la moción este miércoles. Así, mientras que el PSOE desdeñó la propuesta por considerarla un "tuit", Unidas Podemos la respaldó porque los 'morados' creen que en España el despido es "demasiado" barato.

La postura del PSOE fue defendida este miércoles por la diputada Mercè Perea, que tachó la moción de ERC de política inútil y de querer “confrontar” por no hacer apoyado en su día la reforma laboral del Gobierno de coalición. “No es ni un brindis al sol, es un tuit, es un titular, y eso no es hacer política, eso es hacer el juego del regate corto y partidista, y eso para toda la gente es estéril”, apuntó Perea.

Sin precisar la postura del PSOE a un aumento de las indemnizaciones, la diputada socialista afirmó que “una reforma de este tipo” debe ser abordada en el diálogo social.

La propuesta en concreto planteaba derogar las modificaciones legislativas introducidas en materia de despido improcedente tanto en la reforma laboral de 2012, del Gobierno de Mariano Rajoy; como en la de 2010, del Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero.

Para Yolanda Díaz, el despido improcedente "es demasiado barato".

La moción también instaba a analizar en profundidad la doctrina del Comité de Derechos Sociales sobre el derecho de los trabajadores, reconocido en el artículo 24 de la Carta Social Europea, que regula que la penalización del despido improcedente debe ser "disuasoria" para las empresas y "reparadora" para las personas trabajadoras despedidas.