POLÍTICA

Alberto Núñez Feijóo pide a Pedro Sánchez reunirse este Viernes: Estos temas se tratarán

Ambos líderes tratarán de acercar posturas con los temas más improtantes de la actualidad.

Líder del gobierno y de la oposición se verán para hablar acerca de la situación de España.
Líder del gobierno y de la oposición se verán para hablar acerca de la situación de España.Créditos: EFE
Por
Escrito en ESPAÑA el

Alberto Núñez Feijóo, líder del PP, ha sugerido que su encuentro con el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, se realice el próximo viernes. Feijóo ha indicado que la reunión se lleve a cabo en la fecha, hora y lugar que Moncloa estime conveniente, siempre dentro del territorio español, como han mencionado fuentes del PP.

De esta manera, Feijóo responde afirmativamente a una de las fechas propuestas por el equipo de Sánchez para una reunión antes de que finalice el año. El objetivo de este encuentro es discutir temas como la financiación autonómica, la renovación del Consejo General del Poder Judicial y la modificación del término “disminuido” en la Constitución.

Cuando se le preguntó en el Congreso sobre si la reunión se llevaría a cabo el próximo viernes como lo ha sugerido Feijóo, el presidente del Gobierno respondió: “Eso parece, eso parece”.

Por otro lado, Feijóo ha indicado a su llegada al Congreso que ya han enviado una propuesta de agenda para la reunión a Pedro Sánchez y que se encuentra a la espera de su respuesta, añadiendo: “Veremos a ver lo que me contesta”.

Estos son los temas que Feijóo quiere tratar con Sánchez

Durante su encuentro con el presidente del Gobierno, el líder de la oposición planea solicitar "información" sobre los diálogos entre el PSOE y Junts en Ginebra. Asimismo, interrogará a Sánchez acerca de su postura frente a las acusaciones de "prevaricación judicial" que el PSOE y sus aliados independentistas han planteado. Además, propondrá iniciativas para la "despolitización" de los medios de comunicación públicos.

En su comunicado, Feijóo ha expresado su disposición a discutir la agenda propuesta por La Moncloa, aunque desde Génova señalan que solo la han conocido a través de la prensa y no han recibido una versión oficial. Por lo tanto, el PP espera que en la conversación entre Feijóo y Sánchez se aborden temas como "medidas para asegurar la independencia judicial" y la "modificación urgente del artículo 49 de la Constitución" bajo las condiciones acordadas en la legislatura anterior, que fueron divulgadas recientemente e incluyen compromisos escritos de que los socios del Gobierno no solicitarán un referéndum constitucional para nuevas modificaciones.

Adicionalmente, Feijóo tiene la intención de pedir al presidente del Gobierno que se traten temas económicos como la condonación de la deuda territorial. También buscará información sobre los aumentos de impuestos acordados con Sumar y las estrategias diseñadas para mitigar los efectos de la inflación.

Abascal cree que esta reunión es un error

En Vox hay una creciente "preocupación" tras la noticia de que Pedro Sánchez y Alberto Núñez Feijóo se reunirán a finales de esta semana. Santiago Abascal, líder del partido, muestra su descontento con lo que percibe como "una falta de firmeza en el ejercicio de la oposición frente a un Gobierno que ha propuesto una ley de amnistía inconstitucional". Abascal cree que el PP debería marcar una mayor distancia con los socialistas, tal como ha estado instando en las últimas semanas.

Abascal ha enfatizado que "no se debería dialogar con este Gobierno", calificando la decisión de Feijóo de reunirse con Sánchez como "un grave error". Sin embargo, ha señalado que, a su parecer, el PSOE y el PP "terminarán por llegar a un acuerdo en la renovación del Poder Judicial", algo que ya se ha visto reflejado en los acuerdos sobre presidencias de comisiones en el Congreso. El líder de Vox ha resumido la situación con un "Poca sorpresa".

Por su parte, Pedro Sánchez ni confirma ni desmiente la reunión, al ser preguntado por ella respondió con un escueto "eso parece", que si bien lo confirma en parte, apunta a que se producirá y que no será precisamente agradable.