CASO RUBIALES

Jenni Hermoso pide actuar contra los que hicieron las filtraciones en el caso Rubiales

La campeona del mundo sigue su lucha contra Luis Rubiales por el beso que le dio durante la entrega de medallas en la final de la Copa del Mundo

Jenni Hermoso
Jenni HermosoCréditos: EFE
Por
Escrito en DEPORTES el

Jenni Hermoso ha pedido actuar contra “los responsables de las filtraciones” de la investigación que sigue la Audiencia Nacional contra el expresidente de la Federación Española de Fútbol (RFEF), Luis Rubiales, para que el procedimiento pueda desarrollarse “con garantías” y se preserve su derecho a la intimidad.

Para la jugadora de la selección española, “las continuas filtraciones” de la causa han hecho que se hayan “sobrepasado los límites” y se hayan “vulnerado” sus “derechos básicos”, según expresa a través de un comunicado de su agencia de representación TMJ.

Denuncia la internacional que se le haya expuesto “ante la opinión pública sin ningún tipo de consentimiento, trasgrediendo sus derechos de protección de datos” y lamenta que esas “continuas filtraciones” la impidan llevar con normalidad un proceso que, pensaba, le ofrecía “un entorno seguro”.

Acciones para “garantizar su intimidad”

Por ello, su equipo legal ha decidido “emprender diferentes acciones para proteger y garantizar su intimidad” y ha instado a “los órganos competentes a tomar medidas contra los responsables de las filtraciones y a buscar soluciones para garantizar la seguridad y custodia de las informaciones de la causa durante el proceso penal”.

El juez de la Audiencia Nacional Francisco de Jorge, que investiga a Luis Rubiales por delitos de agresión sexual y coacciones a Jenni Hermoso, ya anunció que iba a investigar las filtraciones de las declaraciones que se han producido en esta causa y restringió a las partes el acceso a los vídeos de las comparecencias.

El magistrado, que interrogó ayer al exseleccionador femenino Jorge Vilda y al director de marketing de la RFEF Rubén Rivera, mostró su malestar por las filtraciones y anunció que se van a investigar porque constituyen delitos graves de revelación de secretos.

El comunicado de la agencia de representación de Jenni Hermoso subraya que las filtraciones “no solo ponen en riesgo su salud, también ponen en riesgo la fiabilidad e independencia del proceso judicial” y asegura que su equipo de trabajo se mantiene “firme” colaborando con la justicia, los cuerpos de seguridad y los medios para favorecer el desarrollo de la causa.